En Noviembre el equipo directivo de EMMA adquirió el 80% a su antigua propietaria VIKO para hacerse con el 100% de la misma en una operación que los anglosajones denominan MBO (Management Buy Out). Desde entonces los socios de la compañía pasamos a ser Jaume Cornadó, Silvia Justo y yo.

Compramos la compañía sobre todo por la falta de interés del grupo en la industria mobile como una de sus líneas principales de negocio. Mientras por nuestro lado confiamos en la capacidad de EMMA para competir en un mercado de grandes players gracias a nuestra especialización y conocimiento. De ahí la compra.

En esta industria existen actores como Appsflyer, Localytics o Mixpanel con decenas y cientos de millones de euros detrás. EMMA sin embargo es una compañía con capital privado. En algún momento hemos planteado buscar financiación pero creemos que la mejor financiación es la caja. Como dice un buen amigo como Josep Arroyo, “la vida de una empresa es su caja”.

Así que nos centramos en eso: generar caja.

Al salir del grupo VIKO se abren puertas hasta ahora cerradas: todos los grupos de publicidad del país. A pesar de nuestro origen en Elogia, EMMA ya trabajaba con GroupM, OMD o iProspect. Pero muchas otras se negaban a trabajar con nosotros por problemas de competencia. Es el caso de Starcom o Havas, por ejemplo, u otras agencias medianas como Be Republic o T2O.

Nuestra estrategia en este escenario poblado de gigantes no es muy diferente a la que aplican las agencias: especialización.

Con este criterio nacimos orientados a eCommerce al ser una spin-off de VIKO. Sin embargo ahora eso carece de sentido y el cubrir servicios de e-commerce es uno de las categorías a las que damos servicios pero no realmente un vertical. El vertical donde nos hemos especializado es Fintech.

Con esta estrategia pretendemos convertir EMMA en la herramienta de marketing móvil para todas las Apps fintech del mercado. Actualmente estamos trabajando para algunas de ellas como ImaginBank, Fintonic, Twypcash o Mooverang.

El acercamiento a este sector nos hace plantear bastantes cambios en base a lo que hemos venido haciendo hasta ahora dentro del grupo como por ejemplo la necesidad de internacionalizar que pasa a ser algo secundario. ¿Por qué? Porque en un SaaS la interancionalización es básica ya que estás orientado a clientes con cesta media baja por lo que necesitas un gran volumen.

En nuestro caso continuamos trabajando internacionalmente pero consideramos que nuestro momento está en la verticalización de nuestro producto en un sector donde España es un actor muy importante a nivel mundial con algunos de los bancos más grandes del mundo.

Esta condición nos ha hecho evolucionar (o involucionar, según se mire) para poder ofrecer tecnología On Premise orientada a Fintech. Hemos creado el primer vertical de marketing móvil para Fintech. Esto elimina gran parte de los problemas de seguridad que manifiestan las entidades bancarias y Apps financieras. Además hemos podido crear nuevas features orientadas a incrementar la seguridad en la propia App como usar un proxy inverso o un whitelist de URLs para las comunicaciones.

Así que aquí estamos compitiendo con gigantes en 2017, 10 tipos españoles gracias a la confianza de nuestros clientes. ¡Here we go, fuckers! 😉

 

CANCIÓN QUE PATROCINA ESTE POST

Rage Against The Machine

Rage Against The Machine, Freedom

0 Comments

Submit a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *